Riesgo de la esterilización en la mujer - José Manuel Prado Abularach

Un principio ético de cualquier médico es informar con veracidad al paciente sobre los riesgos resultantes de cualquier intervención quirúrgica, así un paciente bien informado decidirá con pleno conocimiento sobre la operación a la cual estará sometido. Lamentablemente al procedimiento de esterilización de la mujer o del hombre, lo han convertido los políticos y las entidades antinatalistas en un proceso simple de mutilación sin ningún riesgo aparente.

¿Cuántas muertes han causado con el procedimiento de esterilización? ¿Cuántos hogares destruidos por no poder tener un hijo más? ¿Cuántas mujeres han sido esterilizadas en Guatemala, con el contubernio de las más altas autoridades de Guatemala, fundamentados en querer reducir el crecimiento de la población sin importar los medios?

En Guatemala, se han realizado planes masivos de esterilización, al amparo de la Ley de Salud Reproductiva, para los cuales organizaciones internacionales y el gobierno central han aportado fondos para ello.

Es necesario que a todo paciente a los cuales se les proporciona anticonceptivos, orales, inyectados, esterilizaciones o implantación de la t de cobre, se le informe con absoluta veracidad de los riesgos mortales, abortos espontáneos, prolongación del flujo menstrual, anemia, esterilidad y otros daños colaterales altamente dañinos para la salud de la mujer que tendrán con su uso.

Son posibles efectos secundarios de la esterilización: sangrados graves, infección pélvica, embarazo ectópico, muerte debido a la anestesia, perforación de la aorta, quemaduras o perforaciones en los intestinos, depresión postoperatoria, disfunciones sexuales, esterilización de por vida, mayores dolores menstruales y cuando se trata solo de ligaduras de trompas la posibilidad de un embarazo está entre el 2 al 5%.

upload.jpg
Ignacio EspañaComentario